30 C
Mexico
febrero 28, 2021
Oil & Gas

Resultados de la administración de energía de un YNF

Resultados de la administración de energía de un YNF

El estudio abordó los resultados de la administración de la energía de un yacimiento naturalmente fracturado, mediante el cierre de pozos situados en un casquete de gas secundario.

Un Yacimiento Naturalmente Fracturado (YNF) terrestre al sur de México fue el campo de estudio, que ha desarrollado en su vida productiva un casquete de gas secundario; el cual es producido por tres pozos que se localizan en la parte más alta de la estructura, perjudicando así la energía productiva del yacimiento.

Se mostró los resultados de los cierres parciales de dos de los tres pozos situados en el casquete de gas; resaltando los beneficios con el objetivo de mantener la energía del yacimiento en un esfuerzo por maximizar el factor de recuperación final del campo.

El campo presentó un alto grado de agotamiento debido al tiempo de explotación. El incremento de la RGA y de los grados API en algunos pozos evidenció producción proveniente del casquete de gas secundario; dicha producción aceleró el depresionamiento del yacimiento y aumentó el factor de declinación en la producción de aceite.

Los escenarios que utilizaron el modelo simulación del campo mostraron un incremento en la producción acumulada atribuida; al cierre de pozos productores de gas como una estrategia de administración de la energía del yacimiento.

Se sugiere cerrar nuevamente ambos pozos manteniendo el programa de muestreo a boca de pozo y su análisis en laboratorio; recolectando muestras, al menos cada tres días, en cada pozo abierto.

Te puede interesar: Análisis de métodos determinístico y probabilístico

A finales del año 2018 se implementó en el campo una optimización superficial, la cual consistió en instalar bombas multifásicas con la finalidad de reducir la contrapresión. Se recomienda optimizar el gasto de inyección de gas del sistema artificial y encontrar el punto óptimo para la mayor recuperación de líquidos.

Resulta ineludible monitorear la presión estática del yacimiento, por lo que se requiere tomar un RPFC cada dos meses; adicionalmente, realizar análisis de cromatografía al gas una vez por semana.

El trabajo fue presentado por los ingenieros Aarón Medina Ramírez, Jorge Enrique Paredes Enciso, Ángel Carbajal Loredo, Norma Itzel Morales Herrera; Rafael Pérez Herrera y Luis Manuel Perera Pérez en la reciente edición del Congreso Mexicano del Petróleo (CMP)

Related posts

Pemex retrasa operaciones de campo Esah

Efrain Mariano

Moody’s desestima bajar calificación de Pemex este año

Efrain Mariano

Atravesar la crisis mediante el talento humano

Energy & Commerce