33 C
Mexico
septiembre 24, 2020
Logística, Transporte y Almacenamiento

Infraestructura de almacenamiento, pendiente en la soberanía energética

TAR-Terminales de Almacenamiento e Hidrocarburos-Ramses Pech

La infraestructura de almacenamiento de hidrocarburos líquidos aún es el eslabón débil en el suministro de combustibles en México. El país tiene existencias almacenadas para cubrir sólo tres días en caso de un desabasto, aunque hay estimaciones que sugieren que sólo habría reservas para un día y medio.

México, con un déficit en infraestructura para transporte y almacenamiento de petrolíferos, debe enfocar parte de su estrategia energética en obras para cubrir esa insuficiencia. Carece de una logística de distribución y, por consecuencia, de un blindaje energético en caso de un desabasto.

Expertos advierten que el nivel ideal de almacenamiento de combustibles de México debe ser de 21 días. Estados Unidos y Canadá cuentan con un margen de maniobra de abasto de tres y dos meses, respectivamente.

Diversos estudios estiman que se requieren al menos 250 mil millones de pesos para desarrollar 65 proyectos de logística, transporte, distribución y almacenamiento de hidrocarburos en los próximos años. Por otro lado, datos publicados el año pasado por la Secretaría de Energía revelaron que existen 70 proyectos privados de almacenamiento en desarrollo; 10 de los cuales entrarían en operaciones a finales de 2020. El desarrollo de dichos planes implicaría alcanzar una capacidad de 45.5 millones de barriles. La inversión total estimada en esas obras es de 4 mil 600 millones de dólares.

En la actualidad, Pemex Logística cuenta con 77 Terminales de Almacenamiento y Distribución (TAD); las cuales suman una capacidad operativa de 11 millones 971 mil 619 barriles. Lo anterior, aunado a que no están distribuidas de manera estratégica en el país, aumenta la vulnerabilidad de abastecimiento de combustibles en el territorio nacional.

Relacionado: Marathon Petroleum e Itzoil firman contrato de almacenamiento

Proyectos portuarios de almacenamiento

Fernando Bustamante Igartúa, Director General de Puertos, adelantó que el Gobierno Federal tiene planeado desarrollar una serie de 21 proyectos de infraestructura de almacenamiento en puertos, que contemplan una inversión de 41 mil millones de pesos. La obras duplicarán la capacidad de almacenamiento portuario del país, para alcanzar hasta 42 millones de barriles de petróleo crudo, a comparación de la capacidad actual de 21 millones de barriles.

Bustamante Igartúa detalló que 12 proyectos se desarrollarán en el Golfo de México con una inversión de 29 mil millones de pesos, para almacenar 13 millones de barriles adicionales; cuatro en Altamira; cuatro en Tuxpan; tres en El Puerto de Veracruz y uno en Dos Bocas. De lado del Pacífico, se tienen contemplados 9 proyectos, que implican una inversión estimada de 12 mil millones de pesos y una capacidad de almacenamiento de ocho millones de barriles adicionales. Tres de ellos se ubicarán en Lázaro Cárdenas; dos en Manzanillo; dos en Guaymas; uno en Topolobampo y otro en Rosarito.

Expansión en puerta

Se anticipa que el Plan de Desarrollo Energético, que el gobierno mexicano planea presentar en próximos días con la participación de privados; también incluirá una serie de proyectos para el acopio de hidrocarburos.

AINDA, el fondo de energía e infraestructura, participará en tres desarrollos de hidrocarburos que alcanzarán un valor de 963.6 millones de dólares. El más relevante será el CSIEE de Olmos, un yacimiento no convencional en Coahuila en el que se invertirán 745 millones de dólares con la participación de la estadounidense Lewis Energy. AINDA también invertirá 171 millones de dólares, en conjunto con TMM, en una terminal de almacenamiento en Tuxpan; y otros 47.6 millones en una más en Tecomar, ambas en Veracruz.

IENOVA, en tanto, se sumará a los proyectos con un desembolso de 745 millones de dólares en 4 terminales de almacenamiento de petrolíferos refinados; las cuales se localizan en Baja California, Sinaloa, Colima y Jalisco. Por otro lado, El Grupo Inmobiliario San Román invertirá 225 millones de dólares en un centro de almacenamiento y 150 millones en un puerto de servicio, en Tabasco. Finalmente, la estadounidense Marathon Petroleum desembolsará 170 millones de dólares en una terminal de almacenamiento en Rosarito, Baja California.

Related posts

CFE y Fermaca logran acuerdo de gasoductos

Efrain Mariano

Gasoducto Texas-Tuxpan impulsa utilidad de IEnova

Efrain Mariano

IMP y ASEA prevén inundaciones en Dos Bocas

Efrain Mariano