Oil & Gas

Asia entra en pánico por crisis energética en Europa

La crisis energética en Europa provoca ya el pánico entre los compradores de gas en Asia.

En Asia están ‘lanzándose’ al mercado ofreciendo precios muy altos para acaparar una mayor parte de la producción física (spot) de este materia prima.

Según revelan desde la agencia Bloomberg, los importadores que van desde Japón hasta la India están pagando un precio muy alto para esta época del año por los suministros.

Preocupados por la fuerte subida del precio del Gas Natural (GNL) en Europa, los comerciantes de GNL en Asia han reconocido que están pagando precios récord para esta época del año.
Los compradores desde China hasta Pakistán también han subido el precio que pagan por el gas, el carbón, el propano y el fuel oil para competir con el Reino Unido y España.
Alza de precios en el horizonte

 

No parece probable que esta lucha por acaparar gas y combustibles decaiga en el corto plazo, ya que el tiempo irá siendo cada vez más frío y la escasez de energía en todo el mundo podría incrementarse.

Se espera que el repunte mundial de los precios continúe durante este invierno, que será el momento en el que la demanda en el hemisferio norte alcanzará su punto máximo.

Lo anterior alimentará a la vez la inflación y pondrá en riesgo la recuperación económica.

También puedes leer: Mañanera express, 17 de septiembre de 2021

Si la factura de la electricidad va a seguir subiendo para casi todos, eso obviamente perjudicará el gasto de los hogares y también afectará al consumo general y a la industria.

Son muchas las industrias que podrían verse obligadas a reducir su producción ante el fuerte incremento de costes que supone la subida del gas y de la factura eléctrica en general.

Esto no solo supondrá una mayor inflación, también desembocará en una menor producción y, por ende, en una actividad económica más débil.

Todo ello está poniendo sobre aviso a los países de Asia, que quieren asegurarse su provisión de gas, al menos, a los precios actuales.

Asia es ahora mismo presa del pánico porque el año pasado tuvieron un invierno realmente malo.
Las empresas que se encargan de comprar y abastecer de gas a los países se están preparando para otro mal invierno, adquiriendo una cantidad suficiente de inventarios y pagando unos precios más altos.

 

Presiones extremas en mercado de GNL

En ninguna parte es esto más evidente que en el mercado del gas natural licuado.

Este miércoles, la japonesa Tohoku Electric Power y Gail India se hicieron con envíos de GNL para entrega en noviembre y diciembre a precios que se encuentran entre los más altos de la historia para esta época del año.

Estas compras aceleradas a un elevado precio son, en parte, culpables de la fuerte alza de esta semana en los precios europeos del gas.

Los asiáticos temen que el repunte se extendiera a los precios al contado (spot) asiáticas de GNL, que ya están en niveles elevado, aseguran los traders.

La actividad comercial de GNL en el Pacífico se habían estancado durante las últimas semanas ante las fuertes fluctuaciones de unos precios muy volátiles.

Pero el riesgo y el miedo a que el precio siga subiendo podría impulsar a más importadores asiáticos a entrar de nuevo en el mercado al ‘contado’.

Por otro lado, según explican desde Bloomberg, los proveedores finales de Asía están optando por cubrir sus suministros a través de contratos a largo plazo más baratos vinculados al petróleo.

Related posts

Producción de Pemex cae a mínimo de 40 años

Efrain Mariano

Pemex recorta 10% meta de producción a 1.85 mbd en 2021

Efrain Mariano

México ratifica postura ante OPEP: Nahle

Efrain Mariano