El ministro de Energía de Rusia, Alexander Novak, advirtió que los precios internacionales del petróleo podrían caer a 30 dólares por barril, si no se extiende el pacto global de la OPEP con productores aliados.

Alexander Novak aseguró que hay “grandes riesgos” de que se produzca un exceso de oferta de oro negro y que Moscú necesita monitorear más el mercado para estar en disposición de tomar una decisión “equilibrada” en julio.

Por su parte, el viceministro de Energía ruso, Pavel Sorokin declaró que los países que firmaron un pacto mundial sobre recortes en la producción de petróleo alcanzarán una decisión unificada sobre lo próximos pasos cuando el acuerdo existente expire a fines de junio, de lo contrario, los precios podrían caer a 30 dólares.

El ministro de Energía de Arabia Saudita, Khalid al-Falih, quien estuvo de visita en Moscú para sostener negociaciones con su homólogo ruso, dijo que se estaban tomando medidas para evitar una drástica baja de los precios del petróleo.

En este contexto los precios del petróleo operaban estables entre los 53 y 63 dólares en los mercados internacionales en una sesión en la que las tensiones comerciales entre Washington y Beijing continuaban amenazando la demanda, aunque la escasez de suministros y el rápido fin de una disputa comercial entre México y Estados Unidos ofrecían apoyo al mercado.