El presidente Andrés Manuel López Obrador reiteró que respetará los contratos que se firmaron como resultado de la reforma energética, a pesar de que muy pocos de ellos han dado resultados.

López Obrador señaló que de los más de 100 contratos, producto de la reforma energética, solo se extraen cuatro mil barriles diarios, lo cual consideró es muy escaso, por lo que exhortó a los particulares a invertir y producir más para el país.

Incluso el mandatario señaló que la producción de petróleo del país se desplomó hasta 1.6 millones de barriles diarios, un nivel mínimo de 40 años, como reflejo de los pocos resultados de la reforma energética.

“Ahora ya estamos en un millón 680 mil barriles, por lo que hemos frenado la caída”, resaltó.

En opinión del mandatario, la cantidad de barriles extraidos tras cuatro años de la reforma energética no justifica la continuidad de las licitaciones de bloques para actividades de exploración y producción.

“Se hablo de que con la reforma energética estaríamos produciendo tres millones de barriles diarios”, comparó López Obrador.