El gobernador de Oaxaca, Alejandro Murat,  junto con directivos de Mitsubishi, inauguraron recientemente el Parque Energía Eólica del Sur, en Juchitán de Zaragoza, considerado el más grande e importante de América Latina.

Mitsubishi México, empresa de capital japonés, arrancó el proyecto con una inversión de mil 200 millones de dólares; cuenta con 132 aerogeneradores y tienen capacidad para producir 396 megawatts, gracias a dos subestaciones y 77 torres.

Oaxaca ocupa el primer lugar nacional en generación de energía eólica, con 62% de la producción nacional; operan 28 parques eólicos distribuidos en los municipios de Juchitán, El Espinal, Asunción Ixtaltepec, Unión Hidalgo, Santo Domingo Ingenio e Ixtepec. La creación del parque generó tres mil 500 empleos (mil para la construcción y mil 500 indirectos).

Con el Parque Energía Eólica del Sur se reducirán 567 mil toneladas de dióxido de carbono por año; equivale a dejar fuera de circulación 300 mil automóviles y plantar más de 12 millones de árboles al año. Se ubica en una superficie de cuatro mil 500 hectáreas, con 58 kilómetros de caminos habilitados.

Eduardo Zenteno Garza, director del complejo, expuso que este fue el primer proyecto avalado por una consulta indígena y con el respaldo de las comunidades.

“Aquí hay parques de la CFE y otras empresas que se han podido establecer con el común acuerdo y pláticas de autoridades y nuevas empresas (…) y el presidente (AMLO) dijo que íbamos a respetar el Estado de derecho, somos un gobierno serio que vamos a respetar contratos que estén bien. Le estamos dando certeza jurídica a los inversionistas y certeza social a los habitantes”, agregó la secretaria de energía, Rocío Nahle García.