El peso experimentó este lunes su mejor ganancia en once meses frente al dólar, en medio de tomas de ganancias, después de que la semana pasada la mayoría de los inversionistas se cubrieron con dólares por la amenaza de Donald Trump de imponer aranceles a los productos mexicanos.

En el mercado al menudeo o ventanillas bancarias, el dólar se vendió en 19.50 pesos, lo que significó una caída de 2.25 por ciento con respectos a los 19.95 pesos reportados el viernes por Citibanamex. El avance para la divisa mexicana representó su mayor ganancia desde el 8 de julio de 2018.

En el mercado al mayoreo, según información del Banco de México, el dólar interbancario cerró en 19.21 unidades, con lo que se acercó a las 19.0925 del pasado 30 de mayo previo a la amenaza de Trump y de la baja en la calificación de la deuda soberana de México y de Pemex. En el día, el peso ganó 37.90 centavos, equivalente a 1.93 por ciento.

La semana pasada, la moneda mexicana se hundió a su menor nivel en cinco meses, debido a las preocupaciones de los inversionistas sobre el potencial impacto para México del gravamen anunciado por el mandatario estadounidense Donald Trump a finales de mayo.

El peso también se vio afectado por el recorte a la calificación de la deuda soberana de México, y el ajuste de la nota de Pemex, por parte de la agencia calificadora Fitch Ratings.

Como parte del acuerdo alcanzado el viernes, México se comprometió a desplegar efectivos de la Guardia Nacional en su frontera con Guatemala.